Callos gallegos

Receta de callos gallegos

Antes de que llegue el calor, estos riquísimos callos gallegos un poco picantes para tomar con cerveza bien fría, son una excelente idea. ¡No os lo perdáis!

¿Quieres ver los ingredientes para Callos gallegos?

Descubre los ingredientes para hacer Callos gallegos pinchando aquí:

¿Cómo hacer callos gallegos?

1

¡Vamos con los callos gallegos! Lo primero que tenemos que hacer es cocer los callos, ponemos una olla con 2 litros de agua, añadimos las verduras lavadas y cortadas, los callos, un poco de sal y cocemos una hora o hasta que los callos estén tiernos.

2

Después mientras se van enfriando empezamos a hacer el sofrito de los callos.

3

Picamos la cebolla y los ajos, ponemos en una olla o cazuela grande y sofreímos. Cuando este dorada añadimos el vino y dejamos evaporar el alcohol. A continuación añadimos el tomate frito dejamos 5 minutos que se mezcle todo bien, que le dará un sabor buenísmo a los callos gallegos.

4

Cortamos en trozos los callos y deshuesamos la carne de la pata de ternera, añadimos a la cazuela y dejamos unos 15 minutos, sin parar de remover por que la carne es bastante gelatinosa y se pega con facilidad al fondo del cazo.

5

Yo he cocido el chorizo aparte para que no deje mucha grasa en los callos, y después en trozos lo he añadido al guiso. Pero si queréis lo podéis añadir en crudo justo cuando añadáis el resto de la carne a los callos gallegos.

6

Ponedle un poco de pimienta negra en polvo y sal. Yo suelo servir los callos gallegos de aperitivo, por eso los hago un poco más picantes; si los queréis para comer, esta pimienta no se la añadáis.

7

Dejar 1-2 minutos y retirar del fuego. Servid los callos gallegos siempre bien calientes.

Foto y fuente: Tapas2punto0

Otras búsquedas relacionadas con "Callos gallegos"